Category Archives: Hegoko Lautadaren Ertzetik: Letras

HEGOKO LAUTADAREN ERTZETIK: LETRAS

EN EL LIMBO (LINBOAN)  (PELLO LIZARRALDE)

Allá, en el país de los idiotas, / allí mismo, en la junta de los necios, / todos están con la boca abierta / y la baba cayendo de sus labios. / Todos miran, fascinados, a un punto fijo, / los lelos y los inocentes, / los simples y los demás.

¡Oh!, qué a gustito se está / arriba, en un cielo de algodón, / envueltos por la luz blanca, / entre sones de campanas. / Tilín-talán en sus oídos, / chiribitas en sus ojos / y palpitando sus corazones. // En el limbo.

No lo creas, no es tan difícil, / al otro lado de las nubes, / gratis y además de balde, / no te lo pierdas una vez más. / Allí tengo mi descanso y mi sosiego, / sentado en una nube, / gritando: “Soy un lerdo”. / En el limbo.

HAZLE CASO (EGIOZU KASU)

Al comenzar la vida, en la niñez, no se puede ser libre. / Según vamos espabilando, esta es la respuesta a nuestros deseos: / Pequeñín, hazle caso a tu madre; / cariñito, hazle caso a tu padre. / En cuanto salimos de casa nos sentimos más libres; / estas palabras se repiten en labios de los que nos rodean: / Chica, hazle caso al maestro; / eh, chico, hazle caso a la cuadrilla. /  Al llegar a adultos, se dice que el trabajo nos libera; / ante las obligaciones, este es el mandato que escuchamos: / Trabajador, hazle caso al patrón; / criado, hazle caso al cliente. / Antes de que acabe la vida, jubilados y sin trabajo, / en vez de libertad, este es el consejo de todo el mundo: / Abuela, hazle caso a tu hija; / viejo anciano, hazle caso a tu cuidador.

GUERREANDO (GUDUKA)

Blancos y negros, / turcos y cristianos, / el ritual de la lucha, / como en las pastorales*. / ¡Viva nuestro bando, y también el vuestro!

Se han marcado las fronteras, / se han distribuido las armas, / el color de los uniformes / es la causa de la lucha. / No se rendirán hasta que el enemigo se rinda.

Agramont y Beaumont, / Napoleón y Wellington, / Godzilla y King-Kong, / Sadam Hussein y Clinton, / enemigos mortales, siguen firmes en sus puestos.

*Pastoral: género y espectáculo del teatro popular en Zuberoa, en el cual todos los personajes quedan divididos en dos bandos contrapuestos de “buenos” y “malvados”.

AQUÍ ESTÁ BIEN (BERTAN GOXO)

En aquellos viejos tiempos en que todos los seres vivos sabían hablar, / algunas ovejas volvían del monte sin haber comido nada. /  Cuando el pastor les preguntó el porqué, esta fue la respuesta de las ovejas: / “Al inclinarnos hacia la hierba, / la hierba dice: ‘más adelante está mejor’”

Como las ovejas son bastante tontas, el pastor les dio un consejo: / “Cuando os digan que más adelante está mejor, / vosotras contestad ‘aquí está bien’ y poneos a comer”. /

Desde entonces, las ovejas hacen be, para decirle a la hierba: ‘aquí está bien’.

NO QUIERO SABER (EZ DUT JAKIN NAHI)

No quiero saber en qué andas metido últimamente; / no entiendo por qué estás en mi contra, / pues cuando nos conocimos / nuestras relaciones eran de amistad. / Todo se torció pasado un tiempo, / empezamos a discutir el uno con el otro.

No quiero saber por dónde andas últimamente; / no quiero cruzarme contigo en ningún sitio; / no sabría adónde mirar ni dónde meterme, / si nos encontráramos casualmente. / Si tú hablas mal de mí, / mi opinión es semejante a la tuya.

No hemos sabido cómo solucionar nuestra cuestión, / cada cual ha mantenido su postura en esta oculta disputa; / tú, más joven, deberías ser más abierto; / yo, más viejo,  más comprensivo contigo; / porque tú eres más joven, / porque yo soy más viejo.

AL PIE DEL MONTE EZKABA (EZKABA PEAN)

Durante la guerra hubo una terrible prisión en la cumbre de Ezkaba. / Mas tarde, cuando yo era un chaval, sólo había un retén de soldados / Al pie del Ezkaba construyeron muchas viviendas en los barrios nuevos y en los pequeños pueblos.

Al pie del Ezkaba, dolor y alegría en mi corazón / En un extremo el manicomio / en el otro, en cambio, la estación del tren: / así, a quien no se resignaba al trabajo /fácilmente se le expulsaba de la ciudad / o se le recluía en una celda. / Al pie del Ezkaba…

Dijeron que los cuarteles / había que sacarlos de la ciudad: / los llevaron al pie del Ezkaba. / Y ahora, la nueva cárcel / ¿a que adivináis dónde la pondrán? / Al pie del Ezkaba…

¿QUIÉN ESTÁ AL OTRO LADO? (NOR DA BESTE ALDEAN?)

¿Quién está al otro lado?, / ¿cómo te llamas? / Habla más claro, que así no te entiendo nada. / ¿Eres euskaldun?, / ¿en qué idioma hablas? / Si no dices algo con sentido te voy a cortar enseguida.

Al otro lado del teléfono, / susurros ininteligibles; / a este lado, / sospechas y miedo.

Tú ¿quién eres?, / ¿amigo o enemigo? / ¿policía foral, o nacional,  o municipal? / ¿Estás de cachondeo, / o haciendo propaganda? / Mi número, ¿cómo lo has conseguido, quién te lo ha dado?

Al otro lado del teléfono, / susurros ininteligibles; / a este lado, / sospechas y miedo.

HEGOAK (In Dylan imitatione (PELLO LIZARRALDE)

Muchos se han muerto sin conocer el sur. / En los territorios del norte, la tierra es negra y fértil, / y los sueños de sus habitantes huelen a húmedas hayas. / Una oscura fuerza les llega desde los profundo del bosque, / un grito interminable desde el cielo del valle, / un viejo desasosiego desde el umbral de la llanura del sur.

Nunca podrán olvidar al primer visitante. / Sus ropas eran del color de la llanura ardiente / y pegadas a los zapatos traía semillas de especias; / tuvo palabras de retorcidos sonidos / al preguntar y al responder, / un viejo desasosiego desde el umbral de la llanura del sur

Muchos, muchos morirán sin ver el sur. / Más allá hay algo semejante a la fiebre y el sueño; / más allá hay algo parecido al fuego y al polvo denso. / Pero no engañarán al ojo atento, / pues todos los nortes tiene su propio sur, / un viejo desasosiego desde el umbral del bosque del norte.

UNA LUZ ENCENDIDA EN MI INTERIOR (ARGIA PIZTUTA GOGOAN)

Ayer por la tarde no era el que hoy soy / en estas breves horas todo ha cambiado de raíz / Cuando me encontraba despierto en medio del sueño / un dedo gigante me ha señalado directamente / y una luz ha encendido en mi interior.

Renovado tras recibir la llamada / ¡qué alegría al levantarme! / Todas las anteriores dudas se han hecho verdades, / las vacilaciones han dado paso a un sistema perfecto, / con una luz encendida en mi interior.

Sin culpa ni arrepentimiento / de ahora en adelante; / pocos amigos, muchos enemigos / ¡a la picota con quienes en todo el mundo no estés de acuerdo con mis ideas!

Mañana por la mañana no serás el que eres hoy, / si un dedo gigante te señala directamente / y la luz se hará en tu interior.

EN PAMPLONA NO HAY ROCK’N’ROLL (IRUÑEAN ROCKANROLIK EZ)

Los rockeros de Pamplona / no lo han podido soportar: / lo que la ciudad no les ofrece / tienen que buscarlo fuera. / Son los nuevos peregrinos por las carreteras. / Se juntan cuatro o cinco amigos / y se van en un coche; / habiendo salido por la tarde, / vuelven de madrugada. / Si en el camino encuentran un control, confiesan al unísono: en Pamplona no hay rock’n’roll. /  En Puente, en Lakuntza, en Altsasu / encontraron qué escuchar; / en Bergara, en Vitoria, incluso en Sos, / han gozado de lo lindo / Son los nuevos peregrinos por las carreteras. / Van cada vez más lejos, / hasta Zaragoza y Bilbao; / seguirán en el camino / hasta perder la vida. / Si en el camino encuentran un control, confiesan al unísono: en Pamplona no hay rock’n’roll.